Fetiche culé. Posiblemente de la época de Yaya Touré.