El Clásico necio XVI: Mascaró, erre que erre

Determinando en un párrafo de nada, háganse a la idea de que es una sopita de bilis con conceptos flotando a modo de tropezón, que Mourinho ladra y además es manipulador, cobarde, patético y desafiante. Mascaró se alegra de que vuelva el portugués y los fabricantes de antiácido de que se alegre Mascaró.

Vuelve el clásico necio. ¿Por qué?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.